Sala X + Cianuro, Sala El Zaguán, 9 de octubre de 2010.

Tarde noche lluviosa, de las típicas de otoño, el cual recién entrado no solo nos deja sus inclemencias, sino que también nos dice que los festivales de verano al aire libre quedan atrás, teniendo que volver al seguro refugio de las salas, en ocasiones grandes, en ocasiones pequeñas (tal como es la ya veterana sala Zaguán) y en ocasiones mejor olvidarlas.
Varios planes habían rondado mi cabeza los días previos, ir a Granada para ver a un par de bandas de versiones pudiendo de esta forma saludar a los muchos amigos que en estos últimos dos años me he ido ganando allí o ir a Murcia para ver un concierto organizado por la asociación A.J.A.R., al cual estábamos invitados de forma especial por David, cabeza visible de dicha asociación, ofreciéndonos incluso cobijo para los que desde Metalmeria fuésemos, decidiéndome por quedarme en Almería y así disfrutar del día de mi cumpleaños en familia hasta llegada la hora de este concierto, cosa que así sucedió, alargándose la velada en mi hogar, disfrutando del calor que realmente gusta y que te dan tanto tus familiares como los amigos que allí se congregaron, teniendo alguna que otra sorpresa en cuanto a personas que no esperaba ver en mucho tiempo, haciendo todo esto que me sintiera con mucha energía positiva y querer compartirla con la buena gente esa noche, algo que se hizo patente durante toda la madrugada.
Previo a su inicio y después de dar unas cuantas vueltas con mi inseparable compañero de fatigas (mi coche), hablé con Nico (cantante de Sala X), le comenté que por favor anunciara nuestro concierto preparado para la semana siguiente en este mismo lugar (Falsos Profetas + Opera Prima) , pero sobre todo le hice hincapié en que anunciara el concierto homenaje a un amigo que se celebrará el día 23 del corriente mes, diciéndole que ese concierto si necesitaba toda la publicidad del mundo, porque debía ser una cita ineludible para los que aman el Rock en general en Almería. Su respuesta fue un sí rotundo, llevándose uno de los carteles hasta el escenario para luego así mostrarlo al público, por lo cual le doy las gracias en nombre mío y de los encargados de dicho acontecimiento.
Como es algo ya habitual, el inicio se demoró, costumbre ya arraigada en Almería, siendo esta tónica mas acentuada aun si cabe en esta sala en cuestión, pero bueno, no hay que desesperarse por ello, en el lapso de tiempo en espera puedes ir saludando a los que allí se encuentran, conocidos, amigos y músicos, degustando alguna que otra bebida de influencia desaconsejada. La sala ciertamente se fue llenando, mas de lo que esperaba no, se que Sala X congregan a buena cantidad de seguidores, lástima que no pasara igual en el anterior concierto de Wildan y Transylvania allí mismo hace breves fechas, en el que esta asociación jugó un papel importante, facilitando contactos y ayudando desde el principio, haciendo que el deseo de Guillermo Prados (Líder de Wildan) por traer su Keep on Metal tour a Almería se hiciera posible. Por cierto, hablando de compañía y gente, la cuadrilla de la barra son líquenes adosados, parecen ser ya parte del mobiliario del recinto, como estatuas de cera, que barbaridad, este bolo era gratis, pero otros no y la verdad a veces cansa eso, sobre todo cuando gente que no ha pagado se pone a hacer el ganso, caso de cierto personaje que no voy a nombrar por aquí y que es el troll de las cavernas autóctono de dicho antro, por muy entrañable que sea o entre comillas gracioso.

Sala X:

Una vez que el sonido estaba como correspondía y que ya tenían todo preparado, los músicos de Sala X se subían al escenario, colocándose de su forma habitual y dando las buenas noches, agradeciendo que la gente hubiera respondido a su llamada, para después empezar a tocar la música que ellos saben hacer llegar a la psiquis del público.
Comenzaron con una intro, la cual ya tuve la ocasión de escuchar con anterioridad, sin ir mas lejos en nuestro último festival organizado (No Hay Tregua Fest 2010), pasando seguidamente a su estupendo tema llamado “Dame dos alas”, canción que le va muy bien a Nico, sobre todo porque siendo bastante rockera y con el tono grave y ronco que posee el entrañable vocalista, le da su punto exacto, bordándola en directo, mas si cabe por el buen sonido que pareció envolver toda su actuación, imagino que eso sería posible por el buen hacer de Manolo (guitarrista de la banda) que siempre se preocupa por los pequeños detalles con su para mí ya mítica mesa de sonido, utilizada en la sala Salammbo el año pasado.
Comenzaban los covers, AC/DC planeaba sobre todos nosotros, “Whole lotta Rosie” era la escogida para la ocasión, una de mis favoritas de todos los tiempos dentro de la discografía de los australianos, aunque un poco mas de velocidad por parte de Sala X a la versión no le vendría nada mal, además con los buenos instrumentistas que son, no hay nada fuera de su alcance.
Ahora sí, Nico muy amablemente comentaba todos los pormenores que mas arriba cité, emplazando a la gente a no faltar a ambas citas, pero mas emotivamente a la del 23 de octubre, mostrando el cartel a los allí presentes, terminado lo cual, seguían con su set list cargado de mas y mas versiones.
Barricada seria lo próximo, de nuevo un tema que letrísticamente va muy bien para Nico, “Tan fácil”. Gran momento, porque la gente empezaba a corear el estribillo, aunque un poco gélido aun el ambiente parecía que alguno se despertaba y se quitaba el entumecimiento, pero eso sobre todo fue al paso del torbellino de simpatía llamado Javier (vocalista de Transylvania), el cual era llamado a hacer acto de presencia en el escenario, subiendo, mostrándose como siempre es el, amable, educado, bonachón y bromista, abrazando a todos de uno en uno y dando paso a “Resistiré” de Barón Rojo, donde por fin la mayoría de los presentes coreó RESISTIRE, RESISTIRE HASTA EL FIN, cosa que algunos hicimos esa noche, resistir hasta el fin, no llegando a casa hasta que el sol nos dijo que es de día (Barricada).
Se volvían a introducir en sus propias composiciones de la mano de “Que ha sido de ti”, yo esperaba que la hubieran tocado antes, pero bueno, el caso era escucharla, que es un tema excelente para degustarlo en tan grata compañía. Llegado el caso, se puede presentar solo el siguiente tema en caer, pero Nico nos decía que volvían con otra versión, una canción que para muchos es la primera con denominación Heavy Metal de la historia (aunque es mas rockera que otra cosa), siendo la primera en acuñar ese término, lógicamente hablo de “Born to be Wild” de Steppenwolf, que en manos de Sala X sonó con una gran fuerza y un énfasis diferente y mucho mas actual que la original, gustándome la parte guitarrera y el tono que desde las cuerdas vocales de Nico surgía hacia el micrófono.
Parecía que querían meternos en una máquina del tiempo y enviarnos a través del espacio tiempo a épocas de grandes clásicos, lo digo mas que nada porque cuando empezó a sonar la intro de Doctor Doctor (U.F.O.), ya no cabía mas en mi gozo, canciones que son historia viva de esto que nos hace sentir a muchos y encima tocada por amigos, es de justicia decir que instrumentalmente lo bordaron, hicieron tal alarde de efectividad que te lleva a una reflexión, ¿a que esperáis para grabar un cd?, con o sin versiones, lo que queráis, pero grabad algo POR FAVOR.
On and on and on, nueva versión, nuevo clásico, nuevas sensaciones, nuevos puños en alto y nueva cerveza, que ya estaba empezando a acusar el calor que durante la noche se hizo patente allí dentro. “Breaking the Law” (Judas Priest) nos caía encima, ya no falta a su cita, se ha convertido en parte inherente del repertorio de Sala X y se ha de tocar si o si.
Tote, ¿Dónde estás?, sube aquí ahora mismo, jajajajaja, para la ocasión se subía a escena el guitarra de Transylvania, Tote se tenía que hacer cargo de las seis cuerdas, esta vez la elegida era “Paranoid” (Black Sabbath), versión tras versión el publico iba entrando en sus bolsillos poco a poco, su carisma, ganado tras años de experiencia es una gran ventaja con la que juegan sus cartas, siendo todos unos auténticos showman cuando se dedican al oficio de la música en directo, siendo Manolo (guitarra) el que para tan honrosa refriega se dedicara al noble arte del cantar, demostrando su valía en otro aspecto musical.
Judas, Black Sabbath, AC/DC, ¿faltaba algún otro guiño a algún grande del Heavy Metal?, si, Iron Maiden, preludio de lo que nos espera siete días después, cayeron dos seguidas, Running Free y The Trooper, la primera les queda magistralmente, la segunda la dejaré en un bien alto, no se me enfaden señores, que ya quisiera mas de una banda atreverse ni tan siquiera a plantearse tocarla, sobre todo por el apartado vocal.
Llegado casi el final, sonaban los primero acordes de “Esta noche”, con un sabor a punk algo llamativo, pocas fueron las elegidas de su propio cuño para ser ejecutadas en esta velada, aunque no les reprocho ese aspecto, si hay que ir a lo que gusta, se va y punto, no hay mas que decir.
¿Qué cerraría? creo que el que conoce a Sala X ya lo sabe, si, "You know I´m born to lose, and gambling´s for fools, but thah´s the way I like it baby, I don´t wanna live forever.
Broche de oro para el final, “Aces of Spades” (Motorhead) nos daba más ganas aun de seguir de fiesta, animándote de forma exponencial y llegando incluso a un conato de pogo por parte de los más cercanos a la tarima donde estaba el grupo, el as de picas dejaba al descubierto la mano jugada, ganándola con solvencia los players llamados Nico (vocal), Manolo (guitarra), Jose (guitarra), Victor (Bajista) y Paco (Bateria).
En buena forma se mantienen, no aflojan por nada del mundo, se suben y dan lo mejor de sí mismo todos, aportando su granito de arena para conducirte por el sendero del Rock, haciéndote disfrutar en todos sus bolos aunque a veces repitan todo el set list durante varios conciertos, pero ¿acaso no gustan sus temas propios y covers?, pues disfrutémoslos, que para eso los hacen, con humildad, con buenos sentimientos propios de la edad que ya tienen, amén de autentica profesionalidad, nada de querer destacar ninguno sobre los demás, así se llega a buen puerto y estos ya han hecho escala en muchos.

Mas información en: www.myspace.com/salaxalmeria
Cianuro:

No es la primera vez que los granadinos Cianuro urden el asalto a tierras almerienses, concretamente ya dejaron su música en el I Festival Rock´n´Rambla, celebrado en el Cortijo de la Luna, para más señas el día 10 de julio del presente año. Autodenominados como banda de Rock, su música es bastante suave, llegando en algunos casos a estar mas cerca del Pop Rock que del Rock propiamente dicho, usando palabras de un amigo, son una buena banda para tener de fondo, o sea, música que no desagrada a su escucha pero que le falta algo de gancho en forma de hits que realmente entren a la primera.
Otro fallo que creo juega en su contra es la falta de música en su reproductor de myspace, sobre todo por la razón de que es una forma de llegar mas a un público saturado a veces en exceso, público que si no tiene algo tangible simplemente se hace a un lado e ignora a formaciones como esta. No quiero ser negativo, mas bien esta crónica pretende ser constructiva, pero claro, es difícil a veces plasmar con objetividad algo que a muchas personas les puede parecer una mala crítica.
Ahora, tablas tienen, se nota que ya han dado unos cuantos conciertos y que saben que se cuece en los escenarios, mostrándose motivados y mas concretamente su bajista y vocal Pablo Barrionuevo.
El sonido en líneas generales fue regular, además de que los anteriores Sala X se anduvieron toda la actuación de los granadinos pendientes de que todo estuviera correcto, teniendo que subir varias veces al escenario para limpiar de algunos acoples los instrumentos y subir la voz, además no estoy seguro de si también alguna cuerda se les rompió.
Se subían y nos daban las buenas noches a todos con un “¿Qué hay Almería?”, para dar comienzo a su set list, doce canciones que se me hicieron algo pesadas, lo cual leyendo sus supuestas influencias me sorprendo cuando leo nombres tales como Iron Maiden, habiendo un nexo de unión mas presente con bandas de Rock clásico de los setenta que una de Heavy Metal propiamente dicho, no es que lo diga por hacer una separación, es que sus canciones así lo constataron.
Como decía, una docena de temas (con algún cover también incluido de AC/DC, 091 o incluso Los Brincos), de los cuales poco voy a comentar, porque sinceramente no los conozco como debería para entrar de lleno en si los hicieron de mejor o peor forma, siendo también algo lineales en su manera de ejecutarlos, encontrándome en cierta parte del concierto con tres lentas seguidas que dejaron algo hastiado al respetable, todo eso hizo que no me centrara en observar detalles dignos de mención.
En definitiva, no le saqué gran cosa a Cianuro, incluso hubo quien me dijo que con ese nombre se esperaba algo realmente contundente y no fue así, desde luego no ha sido lo mejor que he visto en el Zaguán, aunque tampoco lo peor, me resta, darles las gracias por su actuación (eso siempre) y emplazarlos a revitalizar algo su repertorio, animo y nos vemos en otra ocasión.

Mas información: www.myspace.com/cianurogr

Crónica realizada por Blackant.