SOUTH NO MERCY FEST, Malaga 05 - 03 - 11.

A eso de las 7 de la tarde llegábamos el amigo Poncho y yo a la capital malagueña para disfrutar de una prometedora sesión de Thrash bastardo. Si bien la sala no abría las puertas hasta las 8 de la tarde, nuestro periplo se adelantó para aprovechar y echar el clásico rato de metaleo y charlas con otros devotos del vil Metal, viejos amigos, conocidos y también gente por conocer. Ciertamente, la intención era estar a las 6 de al tarde allí por motivos personales, pero nuestro descuido y la situación de la sala, ubicada en un campus universitario, hicieron que nos retrasásemos cerca de una hora en la llegada.
Siendo una especie de nave de chapa, la sala no parecía la óptima para un evento de estas características. No lo digo sólo por lo tocante al sonido, si no que al estar, como decía, en un campus universitario, estábamos a la merced de los encargados de aquella zona. Vamos, que a los asistentes que estabamos esperando a que abriesen las puertas tomando unos tragos y escuchando algo de Metal nos cortaron el grifo rapidito, jeje. Eso sí, el trato fue bastante bueno en todo momento, cosa que se agradece.
Pues bien, tras cambiar de emplazamiento y hacernos unos tragos mientras iban llegando los distintos maniacos (gente de distint os lugares, Granada, Motril e incluso Madrid!!), a eso de las 20.30 avanzamos raudos a la sala a disfrutar con los negros sonidos de Satanás. Si bien en este momento parecía que la asistencia iba a ser poco más que los 20 o 30 conocidos que allí había reunidos, pronto comprobamos que nada más lejos de la realidad, ya que según tengo entendido llegaron a haber en la sala hasta 110 personas, lo cual en un evento como este no está en absoluto mal, en la opinión de un servidor.

DEVASTATED:

Tras un pequeño retraso de unos 15 o 20 minutos, salieron a escena los locales DEVASTATED, banda que siendo sinceros, no había escuchado en mi perra vida. Lo suyo es un Thrash Metal clásico pero muy bien ejecutado. Yo diría que estos tíos llevan ya tocando un tiempecillo porque se les veía bastante metidos en lo suyo. Eso sí, el bajista según me comentaron lleva como 2 meses tocando con ellos, cosa que no se notó a lo largo del concierto. Como se podía pronosticar, el sonido no era del todo bueno, pero que le vamos a hacer, ya es difícil encontrar una sala donde realizar estos eventos sin perder un dineral. Pues eso, no voy a entrar en temas de set list ni leches porque sería muy hipócrita por mi parte, pero decir que DEVASTATED tocan un Thrash Metal sin concesiones que recuerda a las clásicas bandas americanas del género. Creo recordar que tocaron una versión de los JUDAS PRIEST, disculpadme si me equivoco pero es que entre que charlas con la peña y todo el rollo pues no te fijas tanto! Además es que con las birras a 1 euro tiene peligro el asunto, máxime siendo esta crónica improvisada.

Más información en: DEVASTATED OFICIAL

ROAR:


La siguiente banda en salir fueron los madrileños ROAR, la banda que más ganas tenía de ver y los que menos me gustaron, jaja! Bueno estas cosas tiene el Metal! De todas maneras eso no quiere decir que hiciesen un mal bolo porque no fue así; de hecho hablé con bastante gente que me comentó que habían sido sus favoritos esa noche, por algo será. La propuesta de ROAR es más primitiva y extrema que la de los otros dos grupos del festival. Si bien su nombre puede llevar a pensar que esta banda va del palo VOIVOD d-beatero yo no creo que esto sea así, o al menos en este concierto. Lo suyo es Thrash primigenio, perro y salvaje, apuntando más a Alemania que a América, diría yo, simple, directo y a la yugular. Igualmente, no voy a meterme en detalles porque sería ridículo por mi parte. La putada del asunto, es que al ser su propuesta bastante más extrema que la de sus colegas DEVASTATED, sonó todo demasiado embarullado y eso no les hizo bien. Por lo demás un buen show de violento Thrash Metal, algo repetitivo en mi opinión pero hecho con la convicción necesaria. Prueba de ello es el constante pogo que tenían montado una panda de chavales en primeras filas que tuvieron que acabar ciertamente destrozados, jeje!

Más información en: ROAR OFICIAL

INQUISITOR:

Por último, tras hacer las compras de rigor (en mi caso se limitaron a una maldita cinta de INQUISITOR ya que estaba sin blanca, aunque creo que el resto de bandas también llevaron algo), nos dispusimos a ver a los extranjeros de la noche, INQUISITOR de Portugal, los cuales me comentaron que era la primera vez que salían de su país para tocar. Cosa normal teniendo sólo una maqueta, pero bueno esto son los encantos del underground. Pues bueno, ¿adivinad que? Exacto, problemas de sonido y poca profesionalidad por mi parte, jajaja. Cerveza a 1 euro, perdición del cronista metalero. En fin, tonterías etílicas aparte, estos portugueses dieron un concierto bastante guapo. Con una puesta en escena totalmente old school, hasta arriba de parches y demás (vaya mullet llevaba el bajista, qué tío, jaja!) nos dieron un recital de viejo Thrash / Speed con influencias de los primeros DESTRUCTION en cuanto a los hilarantes a la par que encantadores gallos a lo SCHMIER. De nuevo desconozco si tocaron versiones o que, es que soy un jodido desastre, la verdad. El tema es que a mitad de concierto más o menos parece que les petó una guitarra, un cable o no recuerdo que, con la consiguiente putada para la banda. En cualquier caso la cosa no pasó a mayores, aunque no pongo la mano en el fuego creo que el concierto continuó para gozo de todos los asistentes. Por ahí había alguno grabando los tres grupos, por cierto, con lo que probablemente podamos disfrutar de estas actuaciones en la red. Cabe decir que por lo que pude hablar con estos portugueses demostraron ser una gente metida en el Metal hasta las trancas, como debe de ser! Uno de ellos incluso fan de los totalmente faltos de vergüenza WITCHCURSE griegos, cuyo perturbador debut ha sido lanzado recientemente por el sello francés INFERNÖ RECORDS.
Después del bolo, del cual creo yo que salió casi todo el mundo bastante satisfecho, nos fuimos por ahí a zamparnos un puto kebab y a perdernos por Málaga. Desconozco cuanto tardamos en llegar a la zona de baretos, pero estimo que fácilmente 50 minutos, jajaja... Totalmente inaccesible para nuestra torpeza. Así que estuvimos en un par de antros llamados Paranoid y Lemmy continuando dándole al trago y sin tener muy claro nuestro futuro esa noche. En definitiva y sin querer aburrir al respetable con mis devaneos, una noche de auténtico Metal underground en la que terminé con una sonrisa de oreja a oreja, con una sensación radicalmente distinta a la que se puede sentir en bolos montados por chupópteros y con músicos de postal. Intransigencia o muerte!!

Más información en: INQUISITOR OFICIAL

Crónica realizada por DETH (BLACK HAND ZINE).


Gracias a todos los que nos habeis suministrado fotos desinteresadamente.